calientacamas electrico

Año tras año, cuando se va acercando la temporada de invierno, probablemente todos empezamos a prepararnos en la medida que podemos con las herramientas que nos mantengan calientes. Abrigos, bebidas y por supuesto, la cama. Deseamos una cama confortable, acogedora y calentita y sin lugar a dudas, la alternativa por excelencia es contar con un calientacamas eléctrico. Uno de estos puede levantar rápidamente la temperatura de la superficie de la cama sin que haya que dejar el 50% del salario para pagar el servicio eléctrico.

Independientemente de si es la primera vez que te planteas comprar un calientacamas, o piensas renovar para adquirir uno mejor, esta guía es para ti. A lo largo de estas líneas presentaré las consideraciones más importantes a tener presentes al comprar este producto y una compilación con los mejores modelos disponibles en la actualidad.

¿Qué es un calientacamas eléctrico?

Se trata de una especie de almohadilla de grandes dimensiones con un dispositivo de calentamiento colocado debajo del tejido. Al encenderse, este irradia el calor a través de la almohadilla hacia tu cuerpo para garantizar que mientras duermes tu temperatura sea apropiada y agradable durante las noches más frías.

Funcionamiento de un calientacamas

A pesar de no ser el dispositivo más complejo ni mucho menos, los fabricantes invierten bastante para que su producto sea eficiente y seguro. En primer lugar, como bien su nombre lo dice, un calientacamas eléctrico hace uso de la energía eléctrica para funcionar. Este hecho hace que haya un cable de alimentación desde el tomacorriente y que casi siempre es diseñado para ser removible de la manta.

Una vez encendido, el calienta camas eléctrico inicia la función de precalentamiento, que le toma entre 15 y 30 minutos. Durante esta etapa, el dispositivo de calefacción se enciende (una resistencia) para elevar la temperatura paulatinamente hasta el nivel seleccionado. El o los usuarios, dependiendo del tipo de manta, podrán elegir el nivel de calor de su preferencia por medio de un mando a cada lado de la manta.

En caso de presentarse algún tipo de novedad que altere la temperatura, los sistemas de seguridad activan el apagado automático. Por otra parte, es habitual ver que los fabricantes incluyan un reloj que sirva de apagado automático luego de un tiempo predeterminado de funcionamiento. Por lo general varía entre 3 y 8 horas.

Medidas y opciones de diseño

La alta demanda, exigencias de los usuarios y, más aún, la enorme competencia del mercado provoca que los fabricantes comiencen a explorar nuevos diseños que atraigan clientes y satisfagan otras necesidades. Por ejemplo, los modelos más tradicionales y con los que empezaron a comercializarse fueron las mantas individuales, pero más tarde surgieron las dobles.

  • CALIENTACAMAS INDIVIDUALES: Estas mantas siguen siendo las más vendidas en el mundo y poseen medidas aproximadas de 80 x 150cm.
  • CALIENTACAMAS DOBLES: Suficientemente grandes para que dos personas se acuesten y se mantengan calientes. Se caracterizan por tener dos termostatos de manera que cada individuo seleccione el nivel de temperatura que desee. Las medidas aproximadas son 140 x 150cm.

La variedad es mayor en el área de los tejidos y colores. Los más habituales están hechos de poliéster y que a su vez suelen estar estampados. Los hay también impermeables para ser a prueba de agua. Sin embargo, el material más utilizado y clásico es el algodón seguido de cerca de la lana. En ocasiones hay presencia de ambos tejidos en el mismo producto.

Hasta hace muy poco, un calientacamas no se podía lavar propiamente, es decir, era imposible llevarlo a la lavadora, ni siquiera lavarlo a mano. La única manera de asearlo un poco era frotando un paño húmedo. Sin embargo, con el avance de la tecnología, ahora tanto el cable de corriente como los mandos son extraíbles y el interior es completamente permeable para poder lavar profundamente todo el producto. Es una mejora importante ya que ayuda a mantener la higiene que los usuarios tanto demandaban.

Propósitos del calientacamas

Los beneficios de la termoterapia son reconocidos por la ciencia como una manera muy eficiente de aliviar numerosas afecciones físicas. Con esta realidad, los propósitos y usos que se le puede dar a un calientacamas son diversos. Veamos algunos de ellos:

  • CONFORT: En sí, el propósito principal de una manta eléctrica para cama es que el usuario disfrute de una sensación de calor agradable al acostarse. Durante el invierno la superficie de la cama se enfría y a nadie le gusta recostarse cuando está tan fría. El calientacamas consiente al usuario calentando la cama previamente para disfrutar del confort y experimentar la relajación de una cama calentita.
  • TRABAJO: Llegar del trabajo agotado después de una productiva jornada es positivo, lo lamentable es que quienes no cuentan con un sistema de calefacción programado en casa que les vaya calentando la habitación, se encontrarán con una cama helada. La manta es efectiva para elevar rápidamente la temperatura de la superficie para aquellos a quienes les falta tiempo.
  • FRIOLENTO: Mientras que a algunos no les pega demasiado el frío en la cama y duermen cómodamente, por otro lado, también está su contraparte, personas friolentas a quienes las bajas temperaturas invernales entorpecen su sueño y descaso. Una manta térmica en este caso es una maravilla, una solución espectacular para poder dormir toda la noche.
  • RELAJACIÓN: La sensación que genera es de tranquilidad y relajación, reduciendo el estrés y la tensión muscular. En parte esto es gracias a que el calor elimina la humedad a consecuencia del frío que tan desagradable nos resulta.

Cómo elegir un calientacamas eléctrico

Cuán frustrante y decepcionante es darse cuenta de que la manta eléctrica cama que acabas de comprar es un fiasco absoluto. Hay que soportar otras noches más de incomodidad y frío. Pero esta sección está especialmente diseñada para sepas todo lo que cuenta a la hora de comprar una manta eléctrica. Como con cualquier otro producto, existen características básicas que son indispensables y otras más sofisticadas que separan a un modelo de entre la multitud de opciones. A continuación, enumero los recaudos más trascendentales que debe reunir una manta eléctrica.

  1. SEGURIDAD: La seguridad siempre es primero. Es un hecho irrefutable y es lo primero a buscar en cualquier equipo que te interese. Por suerte, en la actualidad, la gran mayoría de los fabricantes están diseñando sus equipos con varios sistemas de seguridad, el más importante e implementado por todos es el apagado automático. Este se activa en el caso de que la temperatura empiece a aumentar descontroladamente o a quemar algún material.
  2. COMODIDAD: El objetivo principal de toda manta eléctrica cama es que la superficie coja calor en las noches más frías, sin embargo, no está demás buscar además la comodidad. De hecho, ambos aspectos van de la mano, por eso debes velar no solo por el calor que produzca, sino por la comodidad que provea sus materiales. Esto se obtiene cuando la almohadilla está balanceada entre suavidad y firmeza. Un buen calientacamas adopta bien los puntos de presión del cuerpo e irradia el calor uniformemente.
  3. MATERIALES: A una buena manta eléctrica sofá la definen los materiales de alta calidad. Un producto que utiliza un material resistente es sinónimo de durabilidad, de que la inversión no se esfumará a la vuelta de un mes. En este sentido, la lana y el algodón son excelentes candidatos, no obstante, una almohadilla de poliéster es la opción perfecta siempre y cuanto se ajuste a tu presupuesto. La ventaja del poliéster es que está menos propenso a encogerse y rasgarse en las lavadas. La lana o el algodón le gana la partida es en la transpirabilidad, que son más frescos y evitan la sudoración.
  4. TERMOSTATO: La temperatura que alcance y mantenga el producto determinará si disfrutaras de un descanso apropiado o todo lo contrario. Queda claro que nadie debe pasar por alto tal aspecto. En general, un calientacamas decente es aquel que irradia el calor deseado durante toda la noche. Para conseguirlo, todo el sistema de calefacción y en especial el termostato debe ser fino en su tarea. Le debe permitir al usuario regular la temperatura fácilmente a mitad de la noche. Evidentemente, mientras más opciones de personalización de la temperatura, mucho mejor.
  5. LIMPIEZA: ¡Atención! Si no te gusta lavar a mano, entonces facilita tu vida comprando un calientacamas que pueda llevarse a la lavadora. Eso de lavar a mano consume mucho más tiempo, es agotador y menos higiénico. Por supuesto, para eso el producto debe ser seguro y de excelentes materiales para que no se encoja ni se decolore en caso de que posea diseños.

Recomendaciones de uso

Un calientacamas produce desconfianza a muchos porque, al ser un equipo eléctrico y que, además, está en contacto con la piel, entonces es normal que haya cierta resistencia a su uso. A pesar de ser un dispositivo muy seguro, los fabricantes por supuesto, aportan sus recomendaciones:

  • No está recomendado para niños pequeños, incapacitados o cualquier persona que no perciba bien el calor, como individuos con baja presión arterial.
  • Verificar que no haya objetos punzo-penetrantes en la superficie porque son potencialmente peligrosos para el funcionamiento.
  • No se recomienda su uso en colchones hinchables o colchones de agua.
  • Mantener aseado el calientacamas para evitar malos olores y la proliferación de bacterias.

 

1. Medisana HU665 60217 Revisión

Medisana es una de las empresas más influyentes en el sector de salud y el cuidado personal. Fundada hace más de 25 años en Alemania, ha sembrado trabajo y calidad para cosechar una reputación intachable.

calientacamas electrico

Con tal respaldo, el HU 665 tiene mucho para ofrecer. En líneas generales, es un calientacamas funcional y moderno con 60W de poder y una aceptación espectacular entre los usuarios. Entre diversos motivos, porque Medisana ha trabajado en un dispositivo que calienta toda la superficie uniformemente y a una temperatura constante. Adicionalmente, la manta se adapta al colchón bastante bien cubriendo un espacio de 150 x 90cm, no se desliza y en ningún momento el usuario llega a sentir cables o molestas irregularidades.

Después de una ardua jornada laboral en la que el cansancio y el estrés están a flor de piel, nada como recostarse sobre el calientacamas para relajarse, aliviar la tensión muscular y estimular el flujo sanguíneo para el bienestar propio.

Además de la rica temperatura que irradia, también se disfruta el revestimiento ultra suave y blando que aporta confort total. Respecto al revestimiento, es necesario destacar el aval de öko-tex, un estándar riguroso que solo adquieren los mejores productos y que básicamente significa «textiles de confianza».

Tanto el interruptor, como el termostato son completamente desmontables para llevar la manta a la lavadora y así conservar limpio e higiénico dicho producto. (Lavar a 30 grados). Un último detalle referente al tejido es que es transpirable.

Ventajas:

  • Sistemas de seguridad incorporados que elimina cualquier posibilidad de accidentes por sobrecalentamiento. Después de 3 horas continuas de funcionamiento se apaga automáticamente
  • Termostato removible para lavar la manta
  • Tamaño grande que cubre una superficie amplia de la cama. Apto para una persona

Desentajas:

  • Carece de características propias y distintivas, a pesar de ser un producto de una marca de renombre

 

2. Mundigangas Calientacama Revisión

Tiene un nombre un pelín gracioso, pero Mundigangas, como lo deja entrever, es todo un mundo de ofertas permanentes. Fundada en Cataluña, la compañía se ha planteado competir fuertemente en el mercado con precios asequibles para todos y productos funcionales, inteligentes y de buena calidad. Basta con echarle un vistazo a su manta eléctrica a continuación.

manta electrica cama

Con 160cm de ancho x 140cm de largo nos topamos con un calientacamas doble por un precio increíble, pero eso lo dejaré para más adelante. Por sus dimensiones, está diseñada especialmente para una cama matrimonial. Es decir, una pareja puede disfrutar de una cama caliente al mismo. Desde luego, esto ayuda a abaratar costos y reducir el consumo eléctrico. El producto es íntegramente blanco, dándole un look muy higiénico y desde luego, bastante neutro en cuanto a combinación, entre otros.

¿Y quién controla la temperatura? Se preguntarán muchos, en especial las parejas con gustos muy diferentes de calor. Afortunadamente, Mundigangas instaló dos mandos y cada uno regula la temperatura de una mitad de la manta. Esto no es tan innovador, lo importante es que posee dos mandos, de modo que no genere disputas en la cama. Cada usuario contará con 3 diferentes niveles de temperatura para seleccionar el de su preferencia, respaldado por una potencia de 50W. La selección es absolutamente sencilla ya que solo posee una especie de botón análogo y poco más.

Los materiales de fabricación son muy buenos en general y la funda está hecha de poliéster. No es precisamente el material más transpirable, pero sí resiste bien y difunde el calor uniformemente.

Ventajas:

  • Incluye protección contra sobrecalentamiento
  • La relación calidad-precio es excelente. Básicamente, se están comprando dos mantas por el precio de una
  • Cada usuario tiene su propio mando y regula la temperatura a su antojo

Desventajas:

  • Ausencia de un sistema o accesorios para fijar la manta al colchón

 

3. AEG WUB 5647 Revisión

La AEG (Compañía General de Electricidad), según su traducción al español, es una empresa de origen alemán realmente vieja que incluso posee patentes adquiridas de parte del mismísimo Thomas Alva Edison. Desde siempre ha trabajado en la fabricación de productos relacionados a la generación de calor, como planchas y teteras eléctricas. En la actualidad, Electrolux posee los derechos de la marca.

manta electrica sofa

Este calientacamas eléctrico es un equipo espectacular de apariencia muy elegante, pero que gusta mucho especialmente por la textura de su tejido; suave, como de costumbre en casi todos estos dispositivos, pero es más esponjoso. Se nota, inclusive, a simple vista. Su sistema de calefacción se desempeña sin problemas, generando el calor que a todos nos gusta o necesitamos. Gracias a su mando de control electrónico el usuario puede variar entre 3 diferentes niveles de temperatura: bajo, medio y alto. La selección de tu preferencia es fácilmente observable gracias al indicador luminoso.

Sus medidas de 70 x 150cm alcanzan para que toda la superficie de la cama individual esté caliente, de modo que el individuo esté cómodo, más aún durante los gélidos días del invierno. Con respecto a su fijación en el colchón, la manta siempre se mantiene templada y en su lugar porque AEG incorporó 4 cintas en sus esquinas que impiden el deslizamiento. No hay que preocuparse por si la manta se rueda durante la noche ni nada por el estilo.

Finalmente, la meticulosidad por parte de la compañía no permitiría que el usuario se expusiera a ningún peligro, por ende, los sistemas de seguridad básicos por supuesto que no han sido omitidos. Estamos hablando del apagado automático después de 8 horas continuas de trabajo, y más importante todavía, apagado automático en caso de un hipotético sobrecalentamiento.

Ventajas:

  • No permite ningún tipo de deslizamiento por la inclusión de 4 cintas que se ajustan firmemente al colchón
  • Tejidos suaves y esponjosos para un confort superior
  • Mando de control con indicador luminoso

Desventajas:

  • El calor máximo que irradia es ligeramente inferior al del promedio

 

4. Beurer UB 66 XXL Revisión

Tan dilatada como la trayectoria de AEG es la de Beurer, que desde 1919 ha surtido el mercado con los mejores equipos de salud, bienestar y calefacción. Entre sus objetivos siempre está innovar y distinguirse entre la multitud de productos y la competencia voraz en el mercado.

manta electrica para cama

En esta ocasión, Beurer presenta un calientacamas matrimonio de 150cm de largo y 140cm de ancho, medidas suficientes para satisfacer a dos personas sin ningún problema. Como casi nunca las parejas tienen los mismos gustos de temperatura en la cama, Beurer pone a disposición dos mandos de control, uno para cada usuario. Con la manta UB XXL, tú y tu acompañante podrán seleccionar entre 4 niveles de potencia.

Otra característica que define a este ejemplar y lo vuelve el mejor calientacamas, por lo menos en esta categoría, es la del sistema PURE que genera un efecto de tipo antibacteriano y que reduce los olores. Evidentemente, es un producto que, por su uso personal, requiere que se mantenga higiénico todo el tiempo. No obstante, el usuario aún puede lavar la manta a 30 grados en cualquier lavadora.

Desde su lanzamiento, ha calado muy bien entre los compradores, consiguiendo de esta manera una valoración excelente y que habla por sí misma. Más allá de las razones obvias, como la efectividad, la durabilidad de los tejidos y la suavidad, a las personas les gusta sentirse seguras de que en lo que están invirtiendo no los expondrá a ningún peligro. Beurer ha obtenido la certificación Oeko-Tex Standard 100, que cabe resaltar, exige un sinnúmero de requisitos de seguridad antes de proceder a otorgarlo.

Ventajas:

  • Sistema antibacterial PURE que conserva la manta libre de gérmenes y de olores
  • Forro de polar en la parte alta del calientacamas para deleitarse con el máximo confort
  • 4 niveles para regular el termostato, uno más que la mayoría de las mantas
  • Estampado de lujo para una apariencia elegante

Desventajas:

  • El precalentado le toma 30 largos minutos

 

5. Beurer UB 86 XXL Revisión

Como dicen por ahí, lo mejor se deja para el final y sin darle cabida a discusiones, ese lugar es para el Beurer UB 86 XXL, el mejor calientacamas. Hay varios aspectos distintivos, pero empecemos por lo más básico. Como se trata de un modelo para dos personas, es decir, matrimonial, cada lado ofrece la opción de graduarse individualmente. 60W de potencia para una generación de calor que va desde la mínima expresión, hasta el límite más alto.

calientacamas doble

Hasta ahora todo normal, pero te hará flipar al enterarte de que un sistema de precalentamiento hace que la manta esté lista en unos 15 minutos, bastante rápido en comparación al resto de las mantas de este tipo. Ojo, que esto no acaba aquí. ¿Cuántos niveles de temperatura están disponibles? La módica cantidad de 9. Si ya 4 rompía con lo habitual, 9 niveles supera con creces cualquier otro competidor.

¿Eso es todo? Que no. Que todavía viene algo que mola mucho más. Como explicaba, cada parte cuenta de 9 niveles de calor fácilmente graduables con la ayuda del EcoControl, pero, no tienes por qué hacerlo manualmente todo el tiempo. De hecho, se puede programar fácilmente para que cada determinado período la temperatura aumente o descienda.

Sus dimensiones son 160cm de largo x 150cm de ancho y 3,7cm de grosor, suficiente para una comodidad absoluta. Pesa poco menos de un kilogramo, lo que quiere decir que es una manta liviana. Todos los sistemas y rigurosidades de seguridad están incluidas para garantizar la integridad de los clientes.

Ventajas:

  • Autorregulación de temperatura hasta el nivel 6 después de 3 horas de uso (en caso de encontrarse en un nivel superior al 6)
  • Provee información del consumo eléctrico
  • Mando de control digital moderno, ergonómico e intuitivo para una configuración rápida y sencilla

Desventajas:

  • Precio claramente más elevado

 

Otras lecturas