¿Te estás preguntando cómo hacer un smoothie con calidad de restaurante? No dejes de leer hasta el final nuestro artículo donde te damos las mejores recetas para preparar los mejores batidos saludables y también te hablamos de todas las ventajas que puedes obtener de consumir estos deliciosos batidos de fruta.

Muy bien sabemos que a todos nos encantan los batidos, o como se les ha empezado a llamar recientemente: Smoothies. Su sabor y texturas son deliciosos, perfectos para acompañar desayunos, meriendas y cenas; también son una gran fuente de nutrientes ya que se pueden elaborar con ingredientes muy saludables como frutas, yogur griego, miel, etc.

Cómo hacer batidos más espumosos y cremosos

El secreto para hacer un buen batido de fruta es lograr una textura gruesa, que sea cremoso en lugar de aguado, de otro modo simplemente nos estaremos tomando un aburrido jugo de fruta tradicional.

Para lograr una consistencia cremosa se necesitan dos cosas: la primera es utilizar leche o yogur natural con grasa (preferiblemente no descremado) para que pueda darle mayor consistencia a la mezcla; la segunda condición indispensable es mezclarlo abundantemente y con mucha fuerza; para eso vas a necesitar una gran batidora de mano con la que puedas procesar el hielo con facilidad hasta triturarlo.

Es importante que la batidora, mezcladora o licuadora que emplees para hacer batidos tenga buena potencia, no es necesario que sea un equipo muy costoso, pero si debes asegurarte muy bien de que tenga la fuerza y las hojillas adecuadas para triturar el hielo fácilmente.

Trucos sencillos para lograr mejores batidos

  • Puedes cambiar los cubos de hielo por cubos hechos con algún líquido cremoso como leche entera, leche de almendras, yogur o leche de coco.
  • No lo pases por el colador, solo asegurate de licuar todo muy bien hasta homogeneizar (esto también te permite conservar la mayoría de los nutrientes)
  • Añade un puñado de frutos secos para darle consistencia y hacerlos más nutritivos.
  • Endulza con miel en lugar de usar edulcorantes o azúcar refinada.
  • Un truco poco conocido es servir el batido inmediatamente después de batir en un vaso previamente congelado. Al mantener la temperatura luego de servir, ayuda a mantener su consistencia.

¡Tip importante!

Cuando trabajes con frutas que contienen altas cantidades de agua: Sandía, mandarina, melón, naranja, etc. Es recomendable que hagas a un lado la leche y optes por usar un helado bajo en azúcar, de esta forma vas a poder conseguir el punto de espesor característico de un buen batido.

Por otro lado, al trabajar con frutas que son naturalmente cremosas como el banano, las fresas o la guanabana, puedes darte el gusto de usar leche descremada o desnatada sin temor a que tu batido vaya quedar muy aguado.

Tabla nutricional de un batido de frutas

A pesar de que los valores se pueden cambiar al modificar la receta, un batido tradicional de avena y fresa te puede aportar:

  • 250 – 300 kCal
  • 7 – 10 g de grasas
  • 50 g de carbohidratos (puedes reducirlos con leche desnatada)
  • 7 g de proteína (puedes elevarlos con un suplemento)
  • 4 – 5 g de fibra
  • 1.6 mg de vitamina C
  • 1 mg de vitamina B

¿Los batidos se hacen con batidora de mano?

Ciertamente puedes usar cualquier tipo de licuadora, pero no todas te van a ofrecer los mismos resultados; un buen equipo es imprescindible para conseguir esa textura que tanto nos gusta.

Las batidoras de mano son ideales para hacer batidos ya que la mayoría incluyen un cabezal batidor especial que se encarga de triturar las frutas hasta volverlas papilla y mezclarlas muy bien con la leche o el yogur.

Otra ventaja es que puedes realizar la preparación directamente en el recipiente en que lo vas a servir, lo que hace que consumas mucho menos tiempo y ensucies menos equipos en tu cocina.

Cómo hacer batidos saludables para el desayuno

Seguro has visto como muchos expertos del fitness o deportistas de alto rendimiento incorporan diferentes batidos en su dieta diaria, esto lo hacen porque son una gran fuente de energía antes del entrenamiento y pueden aportar muchos nutrientes al cuerpo.

Dependiendo de lo que quieras conseguir con la ingesta de tu batido, debes seleccionar los ingredientes. Por ejemplo: existen batidos para depurar el cuerpo, batidos que aportan gran cantidad de energía y tambíen batidos que te ayudan acelerar tu metabolismo para quemar grasas más rápido.

Te dejamos varias recetas:

Batido de fresa tradicional:

Con toda seguridad es uno de los favoritos de chicos y grandes, su sabor es delicioso y se puede combinar con otros ingredientes para hacerlo muy nutritivo.

Para prepararlo vas a necesitar:

  • ½ kilogramo de fresas picadas
  • 1 mango maduro.
  • 1 cdta de miel de abeja (mejor que el azúcar)
  • 250 ml de leche (soja, vaca, almendras) o yogur griego (si quieres añadir proteínas)
  • Un puñado de frutos secos (maní, almendras, etc.)

La preparación es muy sencilla: asegúrate de lavar y picar bien los ingredientes e incorporamos todos en un recipiente. Mezcla con el batidor de mano a velocidad media hasta que veas que adquiere una textura cremosa y espesa. Sirve de inmediato y disfrútalo bien frío.

Batido energético de banano y avena

Esta receta es la alternativa perfecta para consumir antes del desayuno porque aporta una gran dosis de energía de liberación prolongada (a lo largo del día), perfecto para quien va al gimnasio o crossfit. También es un gran suplemento para ayudar a ganar masa muscular más rápido.

Para prepararlo vas a necesitar:

  • 2 bananos o plátanos maduros
  • 150 gramos de avena en hojuelas
  • 250 ml de leche de vaca, soja o almendras
  • 1 Cda de miel de abeja
  • 1 pizca de canela
  • Vainilla al gusto
  • Un par de hojas de menta (opcional)

Remoja las hojuelas en la leche durante un par de horas (en la nevera para conservar frio) de forma que se vayan ablandando, luego incorpora todos los ingredientes en un recipiente y bate hasta conseguir la textura deseada; decora con canela y la menta y consume de inmediato bien frío.