¿Has estado pensando en someterte a un tratamiento para remover definitivamente los vellos corporales que tanto te incomodan?

Si es así, entonces seguramente te vas a enfrentar pronto a una decisión que debes tomar: ¿Es mejor la depilación corporal con luz pulsada o láser?

Ambos métodos tienen sus beneficios y también sus argumentos en contra, de hecho, no existe un veredicto definitivo que haga que una de las dos sea consistentemente superior o más conveniente que la otra, simplemente es un tema de preferencias y de estudiar cuál de los dos tratamientos estéticos se adapta mejor a tus necesidades personales.

Cierto es que no resulta una decisión sencilla, pues son muchos los aspectos que entran en consideración y que deben ser analizados antes de tomar una decisión entre la fotodepilación o láser, si es que quieres conseguir resultados prolijos a cambio del mejor presupuesto posible.

Algunos de los elementos importantes que no puedes pasar por alto son: la zona o zonas de tu cuerpo que quieras depilar, tu tonalidad de piel, la pigmentación y tipo de vellos que tengas, tu presupuesto, entre otros.

No te pierdas este interesante artículo donde te comentamos todo lo que tienes que saber al respecto y veremos qué es mejor, la fotodepilación o láser, para ayudarte a tomar una decisión con la que te sientas tranquilo y a gusto.

Diferencia entre depilación láser y fotodepilación

A pesar de que comúnmente nos referimos al tratamiento de luz pulsada (IPL) como “fotodepilación”, realmente estamos cayendo en un error común pues el tratamiento láser también es un tipo de fotodepilación, solo que la luz se aplica bajo un principio diferente y los efectos que causa sobre el cuerpo también varían.

Veamos, en definitiva cuál es la diferencia entre luz pulsada y láser:

Mientras el láser se emite en una línea recta y delgada, proyectando la luz de forma muy focalizada, el IPL se puede emitir de manera más amplia usando bombillos de xenón que pueden cubrir hasta 5 centímetros cuadrados de área en cada uno de los disparos.

El láser consiste en un disparo de luz monocromática, es decir, de un solo color, que se ha configurado previamente de acuerdo a la pigmentación de la vellosidad que se desea eliminar. el IPL es policromático, por lo que un mismo bombillo puede tener efecto sobre un rango amplio de coloración en el vello, es por eso que este sistema es usado en equipos caseros.

La depilación láser concentra toda la radiación en una línea delgada, por lo que impacta con mucha más intensidad sobre puntos específicos o zonas muy pequeñas, siendo más efectivo y preciso, pero también más demorado en zonas amplias. El IPL dispara un pulso de luz difuminado que genera mucha menos intensidad pero cubre mayor área.

Debido a la intensidad de las quemaduras generadas por la radiación, los efectos que se consiguen con el tratamiento de depilación láser suelen ser mucho más duraderos que los de el IPL. Mientras el láser puede ofrecer hasta 1 año sin vello, el IPL requiere sesiones adicionales de mantenimiento cada 3 meses.

Al principio parecen exactamente lo mismo, pero una vez que analizas la diferencia entre fotodepilación y láser, comienzas a comprender cuál de ambos es el mejor para ti

Depilación láser o luz pulsada: Ventajas y desventajas

Ventajas de la depilación láser

  • Muestra efectos más prolongados que el IPL, dejando la piel libre de vello durante más de un año
  • Existen diferentes tipos de láser para adaptarse a cada necesidad
  • Debido a su gran capacidad de focalización, el láser puede actuar con eficacia en zonas muy finas, como el bozo
  • El láser diodo puede actuar en pieles más oscuras que el IPL

Desventajas de la depilación láser

  • Cada disparo del láser es mucho más incómodo y doloroso que los pulsos del IPL
  • Suele ser más costoso que otros tratamientos de depilación definitiva
  • El disparo del láser elimina zonas muy focalizadas, por lo que cada sesión puede ser muy larga si se tratan zonas muy grandes, como la espalda.
  • No se recomienda en zonas muy delicadas como la axila o la ingle

Ventajas de la depilación con luz pulsada

  • Los pulsos de luz cubren una mayor área al tiempo, agilizando el proceso de depilación
  • El bombillo policromático lo hace adaptable a varios pigmentos de vello
  • Los pulsos de luz son indoloros y generan menos molestias que el láser
  • Menor riesgo de quemaduras

Desventajas de la depilación con luz pulsada

  • La falta de concentración en un punto pequeño hace que se necesiten más sesiones de depilado antes de lograr resultados a largo plazo
  • Luego de unos meses se recomiendan sesiones adicionales de mantenimiento
  • El IPL no causa ningún efecto sobre pieles morenas o bronceadas
  • No tiene efecto sobre vellos muy rubios, pelirrojos o canosos

¿Cuál puedes usar en casa, depilación láser o fotodepilación?

Ahora que ya conoces más sobre el funcionamiento de cada uno y también sobre cuáles son las principales diferencias entre láser o IPL, seguramente ya sabrás cuál de los dos vas a seleccionar para tu tratamiento de depilación definitiva.

Pero falta un punto importante por tratar: la posibilidad de hacerte este tratamiento en casa, con todas tus comodidades, cuando tu lo deseas y sin tener que invertir tiempo y dinero haciendo citas en costosos centros estéticos.

La tecnología nos ha regalado la oportunidad de eliminar de forma definitiva los vellos corporales sin tener que estar sometidos a la rasurada semanal o al sufrimiento del doloroso proceso de depilarse con cera caliente.

Con un par de cientos de Euros puedes conseguir una depiladora IPL casera. Estos equipos son muy fáciles de utilizar y cualquier persona puede hacerlo ya que incluyen un bulbo policromático y un sensor que regula la onda del pulso de acuerdo a tu tipo de piel. El procedimiento es muy sencillo y ha probado ser completamente seguro.